Pavo ecológico

Cada vez han más personas que han sido seducidas por el gusto y la textura del pavo. A pesar que todavía hay poca cultura de consumo de esta carne en nuestro país, los consumidores que la prueban les encanta.

La carne de pavo ecológico aporta una gran cantidad de proteínas. Es la carne con menos contenido de grasa del mercado, y por lo tanto, es la perfecta alternativa para toda aquella gente que tiene que seguir una dieta especial para el colesterol. Constituye una potente fuente de vitaminas del grupo complejo B y minerales (fósforo, potasio, hierro, zinc y magnesio).

Se caracteriza por ser una carne magra, de fácil digestión. Es una carne blanca muy proteica en la cual la grasa se encuentra concentrado en la piel.

Se recomienda en dietas infantiles y en personas con problemas digestivos, así como en dietas hipoelergénicas. Es una carne muy polivalente, exquisita tanto al horno, a la plancha, rellenado o a la parrilla, entre otros.

Nuestro pavo ecológico proviene de Folgueroles (Barcelona). Está criado en semi libertad, al aire libre, en un paraje lejos de las grandes ciudades y contaminaciones.

El pavo es un animal que necesita luz y una buena ventilación para vivir. Es imprescindible seguir un riguroso control de la ventilación y la calidad de la zona en la que habitan, que favorecerán el bienestar de los animales y así se asegurará un buen y sano crecimiento.

Entre los 7 y 14 primeros días de vida es preferible que los animales descansen toda la noche en la más plena oscuridad. De este modo, se reducen los riesgos de agresividad, mejorando su osificación.

El pavo ecológico se alimenta de ingredientes procedentes del cultivo biológico, 100% naturales orgánicos, libres de transgénicos y dioxines, con la garantia y certificados de pienso y grano ecológico.

Los tratamientos veterinarios se realizan a base de homeopatía y fitoterapia, sin ninguna presencia de aditivos ni antibióticos.

¡Una carne muy sabrosa!